Celdas solares del tamaño de una campo de fútbol tienen el “efecto bosque” de 24 Osaka Dome


En la planta de purificación de agua de Gose en la ciudad de Gose, Nara, se instaló una de las plantas de generación solar de electricidad más grandes al Oeste de Japón para reducir emisiones de CO2—la causa del recalentamiento global. Los paneles solares instalados tienen un área de aproximadamente 6.272 m2, casi el mismo tamaño que un campo de fútbol, y suministran anualmente aproximadamente 810.000 kWhs. Esto es el equivalente a la electricidad usada por 218 hogares típicos en un año.

Como resultado, el sistema reduce emisiones CO2 en 208 toneladas por año, lo que convertido a absorción forestal, esto corresponde a un área forestal de 83 hectáreas. Por lo tanto los paneles tiene un efecto similar a una selva del tamaño de 24 Osaka Dome. Convertido a energía producida del petróleo, el sistema ahora 195 kL, o sea 975 barriles de petróleo al año.